Teoría de la suma cero en la economía

   

   

    La suma cero está presente también en la economía. El que tiene más dinero es porque se lo ha quitado a los demás. La ideología del resentimiento la ha utilizado y utiliza acusando al que tiene más de habérselo quitado al que tiene menos o nada. De ahí que hay que hostigar continuamente al propietario con elevados impuestos o expropiaciones.

    El caso de África es elocuente al respecto. Líderes de opinión, políticos europeos y gobernantes africanos acusan al legado colonial del atraso del Tercer Mundo especialmente a África. La verdad es que las ayudas postcoloniales al desarrollo y la transferencia de recursos ha servido para respaldar a los tiranos y obstaculizar el crecimiento económico.

    A la etapa colonial positiva en muchos aspectos sucedieron gobernantes corruptos expertos en el saqueo de las ayudas procedentes de los países occidentales. Sus cuentas bancarias , en Suiza, alcanzan sumas astronómicas. Además, dice Scruton que “ al llegar las independencias, los responsables gubernamentales de los países ricos “ dejaron de proveer a África de lo único que les podía ser provechoso: gobierno eficaz y honrado”. Lo que sí hicieron fue suministrarles lo que podía garantizar la ruina del continente permitiendo que el dinero terminara en las manos inmisericordes y despóticas de los nefastos dirigentes de las naciones africanas.

    Para Scruton”la falacia de la suma cero vino al rescate, no solo de Mugabe y de otros de su calaña, sino también de los entusiastas que les habían dado su apoyo. El fracaso de África se debía al éxito de algún otro país”. Esto último, falsedad evidente, es lo que se inculca, también a los alumnos , en España junto con la grosería, la pereza y la violencia. De esa manera una parte no desdeñable de ellos llegan a la vida adulta sin formación y actitudes para cumplir con los deberes cívicos laborales y familiares que contribuyen al bien común, a la convivencia y a la solidaridad con los más pobres.

    Hay que inculcar a las nuevas generaciones la idea de estado limitado cuya misión es proteger la seguridad, la propiedad y la libertad. Todo ello de acuerdo con el principio de subsidiariedad que San Juan Pablo II recordó en muchos de sus escritos y discursos como el dirigido a la Pontificia Academia de Ciencias Sociales el 25 de noviembre de 1994 donde dijo: “De acuerdo con el principio de subsidiariedad , el ser humano goza de una legítima autonomía de decisión y de acción y de la facultad de ejercer plenamente sus derechos; debe ser protegido contra el eventual y arbitrario poder de las instituciones y de las estructuras sociales y políticas”.

    Dos sabios europeos, Bertrand de Jouvenel y Dalmacio Negro han advertido sobre el estado monstruo o “Estado Minotauro” que en Europa patrocinan amplios sectores de la política, medios de comunicación y enseñanza. El fin del “Estado Minotauro” no sería la justicia y la seguridad sino apoderarse de las mentes y el alma de los ciudadanos.

    El estado total comenzó a gestarse con el luteranismo y sobre todo, como señala el historiador Luis Suárez, después de la Paz de Wesfalia (1648)con el todopoderoso monarca francés Luis XIV cuyo poder real abarcaba todos los aspectos de la existencia. A partir de él el poder político lo era todo y nada de la existencia humana, incluida la espiritual y por supuesto la Iglesia Católica, quedaría libre de su constante intromisión. Esta actitud totalitaria del gobierno va a tener continuidad con la ilustración, la revolución francesa, el nazismo, el comunismo . Hoy sigue vigente , aunque en un marco de menor salvajismo, con el denominado “Estado Providencia” favorable al intervencionismo, las ideologías de género y contrario a las libertades básicas y a la propiedad. El gobierno de España y administraciones autonómicas son un ejemplo claro de este desaforado absolutismo político que se manifiesta con especial intensidad en la enseñanza oficial.

    Diversos sectores de la sociedad civil que comparten el principio de subsidiariedad deberían colaborar con organizaciones no gubernamentales que se oponen a las ideologías disolventes que inundan las escuelas .Nos jugamos el respeto a la dignidad de la persona y nuestro tradicional modo de vida europeo que es el mejor de los existentes.

    En este marco de valores morales la educación económica está relacionada con otras dimensiones de un programa completo de enseñanza, especialmente los contenidos y objetivos de la formación cívica- histórica y la religiosa-cristiana. Sus objetivos mínimos sería conseguir que los jóvenes, al finalizar la enseñanza secundaria obligatoria, hayan adquirido lo siguiente:

1) que la economía libre siempre ha favorecido a los pobres mientras que las economías marxistas los ha perjudicado;3)que se debe cultivar el estudio para discernir los comportamientos que han hecho ricas a unas naciones y pobres a otras; d) que todos debemos contribuir al progreso para mejorar el desarrollo económico y moral de los países más atrasados ;4) que gracias a la economía de mercado se ha avanzado mucho en la mejora de las condiciones de vida de toda la humanidad;5) que debemos admitir que la misericordia precisa de la libre empresa, asociada a la caridad.

    BIBLIOGRAFÏA

 Diccionario de Juan Pablo II(1997),Edición de Eloy García Díaz, Espasa Calpe, Madrid.

 Jouvenel, Bertrand de (2009):La ética de la Redistribución, Ediciones Encuentro, Madrid.

 Norberg,Johan (2017):Progreso, Ediciones Deusto, Barcelona Scruton, Roger(2014): Usos del pesimismo, Ariel, Barcelona.

 Suárez, Luis (2009):Crisis y restauración de Europa, Homolegens, Madrid. 2018 Index of Economic Freedom.

https://www.heritage.org/index/pdf/2018/book/index

    Silvino Lantero Vallina

--------------------

Otros temas relacionados:

Sobriedad

Generosidad


Aplicaciones didácticas

Educational applications

 Revista de aplicaciones

Magazine of education

 La Revista de aplicaciones ha sido autorizada como publicación online por el Centro Nacional Español  ISSN (Número Internacional Normalizado de Publicaciones) (Biblioteca Nacional, Ministerio de Cultura) con el número 1886-5828, de fecha 5 de julio de 2006.  Titular: Arturo Ramo García, Plaza Playa de Aro, 3, 1º DO 44002-TERUEL (España)

®Arturo Ramo García.-Registro de Propiedad Intelectual de Teruel nº 141, de 29-IX-1999
Plaza Playa de Aro, 3, 1º DO 44002-TERUEL