Sansón

    Sansón

    Los hijos de Israel cometieron nuevamente la maldad ante los ojos del Señor, y por su falta de fe los entregó en manos de los filisteos por cuarenta años. Dios designó a Sansón para que luchara  contra ellos.  Tenía una fuerza física extraordinaria.

    En una ocasión les quemó las cosechas atando teas encendidas a la cola de zorras, soltándolas por los campos.  Los filisteos supieron que había sido Sansón y salieron en su busca para matarlo. Éste les hizo frente con una quijada de asno como arma y les causó más de mil bajas.

    Su mujer, Dalila, que era filistea, lo traicionó y cuando supo que el origen de su fuerza residía en su larga cabellera, esperó a que estuviera dormido para cortarle el pelo y dejar anulada su fuerza.

    Los filisteos lo apresaron fácilmente y en venganza le sacaron los ojos, condenándolo a dar vueltas a una rueda de molino.

    Algún tiempo después celebraron una fiesta en el templo del dios Dagón.  Para burlarse de él llevaron a Sansón, quien en un descuido de sus guardianes pudo ponerse entre las dos columnas que sostenían todo el edificio y, apoyando una  mano en cada una, pidió a Dios que le devolviera la fuerza. En un esfuerzo inmenso separó los brazos y exclamó:

    -¡Muera yo con todos los filisteos!

    Con gran estrépito el edificio se derrumbó y aplastó a todos los reunidos, muriendo él también.

                     (Jueces 13-16)

    (Texto adaptado por D. Samuel Valero. Biblia infantil. Editorial Alfredo Ortells, S.L. Valencia. página 92) 





    SUGERENCIAS METODOLÓGICAS

            Objetivo.- Vivir la fidelidad con Dios.

          Contenido.- Sansón se deja seducir de nuevo por una mujer, a pesar de que se siga un mal para sí mismo. Antes no había sido capaz de resistir la presión de su primera mujer cuando le pedía la solución de la adivinanza. Ahora, cuando Dalila le pregunta por el secreto de su fuerza, en vez de rechazar abiertamente la tentación, se entretiene con ella respondiendo con evasivas hasta que finalmente accede a sus peticiones. De este modo, al revelar el secreto de su fortaleza, pudo ser vencido con facilidad por sus enemigos, que lo apresaron, le arrancaron los ojos y lo condenaron a trabajos forzados. El mensaje del relato parece claro: puesto que el cabello largo era consecuencia de su consagración a Dios mediante el nazareato, su conservación era testimonio de fidelidad; mientras Sansón mantenía esa señal de relación con Dios, tenía tal fuerza que no podía ser derrotado. En cambio, cuando rompe su compromiso con el Señor, pierde el poder extraordinario del que gozaba y experimenta que sólo con sus fuerzas es fácilmente vencido.

    (Facultad de Teología de la Universidad de Navarra. Sagrada Biblia. Libros históricos. Página 205. Nota 16, 4-22. EUNSA. Pamplona.)

         Actividades.- 

1. Hacer copias de este relato para los alumnos.

2. Leerlo individualmente en voz alta y comprobar la comprensión.

3. Contestar a estas preguntas:

            a) ¿Qué les hizo Sansón a los filisteos?

            b) ¿Qué hizo Dalila?

            c) ¿Cómo murió Sansón?

4.  Los alumnos leen las respuestas. 




 Aplicaciones didácticas 

Atrás





| Pintura: Delaroche, PaulOtros: Romanticismo

®Arturo Ramo García.-Registro de Propiedad Intelectual de Teruel nº 141, de 29-IX-1999
Plaza Playa de Aro, 3, 1º DO 44002-TERUEL (España)