Las diez plagas

    Las diez plagas

    Después de esto, Moisés y su hermano Aarón fueron a encontrar al faraón y le dijeron:

    - Esto dice el Señor Dios de Israel: Deja ir a mi pueblo, a fin de que me ofrezca un sacrificio en el desierto.

    Respondió el faraón:

    - ¿Quién es ese Señor para que yo haya de escuchar su voz y dejar salir a Israel? No conozco a tal Señor, ni dejaré ir a Israel.

    Dio orden a los encargados de las obras para que trabajaran como esclavos, hasta agobiarlos con las faenas.

    El Señor dijo a Moisés:

    - Ahora verás lo que voy a hacer con el faraón. Porque obligado por el poder de mi brazo, dejará salir a los israelitas, y una robusta mano hará que los eche de su tierra.

    Moisés y Aarón expresaron estas palabras a la asamblea de los ancianos  y el plan que Dios les había comunicado.  El pueblo de Israel los creyó y recuperó de nuevo la esperanza de libertad.

    Pero el faraón no sólo se negó a dejar salir al pueblo de Israel, sino que le impuso trabajos más duros aún.  El pueblo culpó a Moisés de su desgracia, por haberse enfrentado al faraón.

    Moisés expuso sus quejas ante Dios, quien le dijo que previniera al faraón de las desgracias que le iban a sobrevenir si no cumplía sus deseos. Éste no hizo caso, por lo que Dios empezó a actuar por medio de Moisés.

    Un día las aguas del Nilo, sus canales y charcas se tiñeron de sangre.  Después las ranas cubrieron la región y la devastaron.  Tiempo después los mosquitos se multiplicaron como el polvo.  Posteriormente una plaga de tábanos hizo imposible la vida de todo el mundo.

    Ante tanta desgracia parecía que el faraón iba a ceder.  Moisés con su poder acabó con la plaga, pero nuevamente se le endureció el corazón al rey   de nuevo se negó.

    Apareció una plaga que diezmó el ganado de los egipcios y los hombres se vieron cubiertos de úlceras pestilentes. El faraón seguía  negándose tercamente.  Una granizada destruyó las cosechas y una plaga de langosta arrasó totalmente los campos.

    Ante cada calamidad el faraón llamaba a Moisés para darle el permiso de partida del pueblo de Israel, y cuando Moisés terminaba con la plaga, de nuevo le negaba el permiso.

    El último castigo iba a ser terrible y el faraón tendría que ceder forzosamente.

            (Éxodo 5-10)

    (Texto adaptado por D. Samuel Valero. Biblia infantil. Editorial Alfredo Ortells, S.L. Valencia. página 680) 







 

    SUGERENCIAS METODOLÓGICAS

            Objetivo.- Agradecer a Dios los bienes recibidos.

         Contenido.- Las diez plagas son otras tantas acciones que Dios fue realizando hasta preparar la mente del faraón y el corazón del pueblo para iniciar el éxodo masivo del país egipcio.
    La riqueza literaria y doctrinal de toda esta sección es reflejo de cómo estaban grabadas en la memoria social y religiosa del pueblo de Israel. El escritor sagrado ha conjugado los datos recogidos de las antiguas tradiciones, dando unidad al conjunto del relato, pero manteniendo y subrayando el significado teológico de cada una. La gravedad de los daños va en progreso: las cuatro primeras plagas causan únicamente molestias, aunque severas; las cuatro siguientes afectan ya a las personas y sus posesiones; la novena aterra a los egipcios con las misteriosas tinieblas que les impiden la comunicación; la décima causa la gran aflicción en las familias y obliga al faraón a dejar salir a los hijos de Israel. Dios, el Señor de la naturaleza y de la historia, interviene sobrenaturalmente para salvar a su pueblo de la esclavitud y conducirlo a un nuevo estado de libertad y bienestar.

    (Facultad de Teología de la Universidad de Navarra. Sagrada Biblia. Pentateuco. Página 309. Nota 7, 8-11, 10. EUNSA. Pamplona)

          Actividades.- 

1.-Hacer copias para todos los alumnos.

2.-Leer en voz alta el texto y explicar lo que no entiendan los niños.

3.-Contestar individualmente a estas preguntas:

            a) ¿Por qué el faraón no obedecía a los deseos de Dios?

            b) ¿Cuáles fueron las cuatro primeras plagas?

            c) ¿Quién acababa con las plagas?

            d) ¿Cuáles fueron las últimas plagas?

            e) ¿En qué podemos obedecer a Dios?

        4.-Puesta en común.




| Página principal | Valores |

Antiguo Testamento | Arriba |

 Anterior | Siguiente |
 

®Arturo Ramo García.-Registro de Propiedad Intelectual de Teruel nº 141, de 29-IX-1999

Plaza Playa de Aro, 3, 1º DO 44002-TERUEL (España)

| Pintura: Guerin, Pierre-NarcisseOtros: Neoclasicismo