17. La mujer pecadora
para imprimir

Nombre_____________________________Curso:____Fecha:_______

Escribe en la parte derecha lo que falta.


  1. El perdón de la mujer pecadora

    Uno de los fariseos* le rogaba que comiera con él; y entrando en casa del fariseo se sentó a la mesa. T he aquí que había en la ciudad una mujer pecadora que, al enterarse que estaba sentado a la mesa en casa del fariseo, llevó un vaso de alabastro con perfume, se puso detrás a sus pies llorando y comenzó a bañarlos con sus lágrimas, los enjugaba con sus cabellos, los besaba y los ungía con el perfume.

   Viendo esto el fariseo que lo había invitado, decía para sí:

   - Si éste fuera profeta, sabría con certeza quién y qué clase de mujer es la que le toca: que es una pecadora. Jesús tomó la palabra y dijo:

   - Simón, tengo que decirte una cosa. Y él contestó:

   - Maestro, di. Un prestamista tenía dos deudores: uno le debía quinientos denarios, y el otro cincuenta. No teniendo estos con qué pagar, se lo perdonó a los dos. ¿Cuán de ellos le amará más? Simón contestó:

   - Estimo que aquél a quien perdonó más. Entonces Jesús le dijo:

   - Has juzgado con rectitud. Y vuelto hacia la mujer, dijo a Simón:

   - ¿Ves a esta mujer? Entré en tu casa y no me diste agua para los pies; ella en cambio ha bañado mis pies con sus lágrimas y los ha enjugado con sus cabellos. No me diste el beso; pero ella, desde que entré no ha dejado de besar mis pies. No has ungido mi cabeza con óleo; ella en cambio ha ungido mis pies con perfume. Por eso te digo: le son perdonados sus muchos pecados, porque ha amado mucho. Aquél a quien menos se perdona menos ama. Entonces le dijo a ella:

   - Tus pecados quedan perdonados. Y los convidados comenzaron a decir entre sí:

   - ¿Quién es éste que hasta perdona los pecados? Él dijo a la mujer:

   - Tu fe te ha salvado; vete en paz. /Lucas 7, 36-50)

---
Muchos son como este fariseo: olvidando su condición, pasada o presente, de pobres pecadores, cuando ven los pecados de los demás, enseguida, sin piedad, se dejan llevar por la indignación, o se apresuran a juzgar o se rían irónicamente de ellos.

  A. Contesta con una de estas palabras: perfume, vino, agua, apóstol, sacerdote, profeta, Juan, Simón, Santiago, 500 denarios, 100d., 50 d., poco, bastante, mucho, condenado, salvado o perjudicado.

 La mujer llevó un vaso de alabastro con  
 El fariseo piensa que Jesús no es
 
 Jesús pregunta a
 
 Amó más el deudor de  
 Se le perdona a la mujer porque ha amado
 
 Tu fe te ha
 

  2. Otros hechos de Jesús

   Jesús continuaba recorriendo las ciudades y aldeas predicando a sus habitantes y por los caminos. Y hacía numerosos milagros, entre los cuales se cuentan, por estos días, el del endemoniado ciego y mudo, al que siguió una violenta disputa con los fariseos, con aquella sublime frase:

   - El que no está conmigo está contra Mí (Lucas, 11, 23)

   Otra profecía hizo Jesús sobre su Pasión, Muerte y Resurrección, con el símil del profeta Jonás, contra aquella generación malvada y adúltera:

   - Así como Jonás estuvo tres días y sus noches en el vientre de la ballena, así estará el Hijo del Hombre tres días y tres noches en el seno de la tierra. (Mateo, 12, 4)

---
Con estas  palabras Jesucristo muestra que su Resurrección gloriosa es la "señal" por excelencia, la prueba decisiva del carácter divino de su persona, de su misión y de su doctrina.

  B. Pulsa una de estas palabras: preguntando, predicando, paseando, mudo, sordo, cojo, Juan, Pedro, Mí, Resurrección, Ascensión, Bautismo, jirafa, ballena, leona o tierra.

 Jesús recorría pueblos y ciudades

 
 Curó a un endemoniado, ciego y
 
 El que no está conmigo está contra
 
 Profetizó sobre su Pasión, Muerte y
 
 Jonás estuvo en el vientre de la
 
 El Hijo del Hombre estará en el seno de la
 

  El verdadero parentesco de Jesús

   Aún estaba Él hablando a las multitudes, cuando su madre y sus hermanos estaban fuera intentando hablar con Él. Alguien le dijo entonces:

   - Mira que tu madre y tus hermanos están fuera intentando hablarte. Pero Él respondió:

   - ¿Quién es mi madre y quiénes son mis hermanos? Y, extendiendo su mano hacia sus discípulos, dijo:

   - He aquí mi madre y mis hermanos. Pues todo el que haga la voluntad de mi Padre que está en los Cielos, ése es mi hermano y mi hermana y mi madre. (Mateo 12, 46-50)

---
En general, todos los pertenecientes a una misma familia, clan, incluso tribu, eran "hermanos". El que hace la voluntad de su Padre Celestial es considerado por Jesús como de su propia familia.

  C. Selecciona la respuesta correcta: primos, sobrinos, hermanos, mano brazo, pierna, Madre, Padre, Hijo, Cielos, Infiernos, Purgatorio, Satanás, Dios, el Diablo, tribu, raza o familia.

 Estaban fuera su madres y sus  
 Jesús extendió su  
 El que hace la voluntad de mi  
 Mi Padre está en los  
 Lo importante es hacer la voluntad de  
 El que hace su voluntad es de su  




| Aplicaciones didácticas | Vida de Jesús | Para los mayores | Interactivo | Juego de palabras |





®Arturo Ramo García.-Registro de Propiedad Intelectual de Teruel nº 141, de 29-IX-1999
Plaza Playa de Aro, 3, 1º DO 44002-TERUEL