37. Preámbulos de la Pasión

  1. El Juicio Final

    Cuando venga el Hijo del Hombre en su gloria y acompañado de todos los ángeles, se sentará entonces en el trono de su gloria, y serán reunidas ante él todas las gentes, y separará a los unos de los otros, como el pastor separa las ovejas de los cabritos, y pondrá las ovejas a su derecha, los cabritos en cambio a su izquierda. Entonces dirá el Rey a los que estén a su derecha:

   - Venid, benditos de mi Padre, tomad posesión del Reino preparado para vosotros desde la  creación del mundo; porque tuve hambre y me disteis de comer; tuve sed y me disteis de beber; era peregrino y me acogisteis; estaba desnudo y me vestisteis, enfermo y me visitasteis, en la cárcel y vinisteis a verme. Entonces le responderán los justos:

   - Señor, ¿cuándo te vimos hambriento y te dimos de comer, o sediento y te dimos de beber?; ¿cuándo te vimos peregrino y te acogimos, o desnudo y te vestimos? o ¿cuándo te vimos enfermo o en la cárcel y vinimos a verte? Y el Rey en respuesta les dirá:

   - En verdad os digo que cuanto hicisteis a uno de estos mis hermanos más pequeños, a mí me lo hicisteis. Entonces dirá a los que estén a la izquierda:

   - Apartaos de mí, malditos, al fuego eterno preparado para el diablo y sus ángeles; porque tuve hambre y no me disteis de comer; tuve sed y no me disteis de beber; era peregrino y no me acogisteis; estaba desnudo y no me vestisteis, enfermo y en la cárcel y no me visitasteis. Entonces le replicarán también ellos:

   - Señor, ¿cuándo te vimos hambriento o sediento, peregrino o desnudo, enfermo o en la cárcel y no te asistimos? Entonces les responderá:

   - En verdad os digo que cuando dejasteis de hacer con uno de éstos más pequeños, también dejasteis de hacerlo conmigo. Y éstos irán al suplicio eterno; los justos, en cambio, a la vida eterna. (Mateo 25, 31-46).

---
En este pasaje se pone de manifiesto la enseñanza de algunas verdades fundamentales de nuestra fe: 1) La existencia de un juicio universal al fin de los tiempos. 2) La identificación que Cristo hace de Sí mismo con la persona de cualquier necesitado: hambriento, sediento, desnudo, enfermo, encarcelado. 3) Finalmente, la realidad de un suplicio eterno para los malos y de una dicha eterna para los justos.

(Pintura: La boda de Caná. SCHNORR VON CAROLSFELD, Julius. Kunshalle. Hamburgo).

  A. Contesta con una de estas palabras: izquierda, derecha, centro, Infierno, Purgatorio, Reino, beber, comer, vestir, limitado, temporal, eterno, conmigo, contigo, con ellos, injustos, justos o malditos.

 Pondrá las ovejas a su derecha y los cabritos a su

 Venid, benditos de mi Padre, tomad posesión del

 Porque tuve hambre y me disteis de

 Apartaos de mí, malditos, al fuego

 Cuanto dejasteis de hacer esto, también dejasteis de hacerlo

 Irán a la vida eterna los






  2. El Sanedrín decreta la muerte de Jesús

   Y sucedió que, cuando terminó Jesús todos estos discursos, dijo a sus discípulos:

   - Sabéis que de aquí a dos días será la Pascua, y el Hijo del Hombre será entregado par ser crucificado.

   Entonces se reunieron los príncipes de los sacerdotes y los ancianos del pueblo en el palacio del Sumo Sacerdote, llamado Caifás, y acordaron apoderarse con engaño de Jesús y hacerle morir. Pero decían:

   - No sea en la fiesta, para que no se produzca alboroto entre el pueblo. (Mateo 26, 1-5).

---
Cristo aprovecha este marco para instaurar la nueva Pascua, en la que Él mismo será el cordero sin mancha que con su sangre, derramada en la Cruz, liberará a todos los hombres de la esclavitud del pecado.

(Pintura: Salomé y su criada con la cabeza del Bautista. CARAVAGGIO, M.M. Galería Nacional. Londres).

  B. Pulsa una de estas palabras: perdonado, alabado, crucificado, sacerdotes, fariseos, escribas, Anás, Caifás, Pilato, Jesús, Pedro, Juan, premiarlo, matarlo, alabarlo, disturbio, conflicto o alboroto.

 El Hijo del Hombre será entregado para ser

 Se reunieron los príncipes de los

 El Sumo Sacerdote se llamaba

 Acordaron apoderarse con engaño de

 Lo iban a prender para

 No lo harían en la fiesta para no provocar


  3. Traición de Judas

   Se acercaba la fiesta de los Ázimos, que se llama Pascua, y los príncipes de los sacerdotes y los escribas buscaban cómo acabar con él, pero temían al pueblo. Entró Satanás en Judas, llamado Iscariote, uno de los doce. Fue y habló con los príncipes de los sacerdotes y los magistrados sobre el modo de entregárselo. Ellos se alegraron y convinieron en darle dinero. Judas les dijo:

   - ¿qué me queréis dar a cambio de que os lo entregue? Ellos le ofrecieron treinta monedas de plata.

   Él quedó comprometido, y buscaba la ocasión propicia para entregárselo sin tumulto. (Lucas 22, 1-6; Mateo 26, 15).

---
"Jesús puso la salvación del género humano en el árbol de la Cruz, para que de donde salió la muerte saliese la vida, y el que venció en un árbol fuera en un árbol vencido" (Misal Romano, prefacio de la fiesta de la Exaltación de la Santa Cruz).

(Pintura: Cristo en casa de Marta y María. VERMEER VAN DELFT. Galería Nacional de Scotland. Edimburgo).

  C. Selecciona la respuesta correcta: Tabernáculos, Pascua, Dedicación, Judas, Pedro, Juan, Tadeo, Iscariote, Zebedeo, Santiago, Felipe, Jesús, plata, oro, platino, inadecuada, tumultuosa o propicia.

 La fiesta de los Ázimos se llama

 Entró Satanás en

 Judas era llamado

 Habló con los sacerdotes para entregar a

  Los sacerdotes le ofrecieron 30 monedas de

 Judas se quedó comprometido y buscaba la ocasión




 
Si estás matriculado escribe tus datos:
 
Nombre:

Contraseña:

 

Información de la matrícula

| Aplicaciones didácticas | Vida de Jesús |
Para los mayores | Para imprimir |
 Crucigrama |

| Artículo: La verdadera historia de santa ClausOtros: Relatos

®Arturo Ramo García.-Registro de Propiedad Intelectual de Teruel nº 141, de 29-IX-1999
Plaza Playa de Aro, 3, 1º DO 44002-TERUEL